Llaman a prevenir adicciones durante esta contingencia sanitaria.

Huauchinango, Pue. - Las adicciones son conductas peligrosas al querer consumir determinados productos, en especial drogas, resulta alarmante para la población en general debido a que no se puede prescindir o resulta muy difícil hacerlo por razones de dependencia psicológica o incluso fisiológica.

La Directora de la Clínica de las emociones en Huauchinango, Viridiana Hernández, dio a conocer  que derivado a la contingencia sanitaria ha sido más recurrente que los adolescentes consuman distintas sustancias para sobre llevar la situación a la que se enfrentan, dijo que el personal de la Institución están trabajando en el área de prevención, afortunadamente son menores de edad que van incorporándose al consumo de sustancias dañinas y que se puede laborar con ellos para alejarlos del consumo de estos materiales.

Externó que las más comunes son bebidas alcohólicas, mariguana y de manera alarmante se está detectando el uso de cristal, que es un químico demasiado peligroso para el cuerpo, sin embargo, su bajo precio y fácil acceso hace que sea consumido de manera recurrente.

Mencionó que actualmente se registran jóvenes que son adictos desde los 13 años, es importante que padres de familia estén al tanto de los cambios de actitud, alteraciones o enojos rápidos, aislamiento, cambio de amistades, rendimiento escolar, alteración en su período de descanso y modificación de su atuendo, al igual, que gustos musicales.

Expresó que es importante que tutores se involucren con sus hijos, debido a que si se detecta a tiempo el uso de sustancias se puede trabajar fácil en que dejen de consumir material nocivo para su salud, los padres deben involucrarse en las actividades de los menores de edad y motivarlos a no dejar de lado sus actividades académicas o deportivas.

Finalizó, haciendo la observación de que es importante mostrar materiales audiovisuales de las consecuencias que se presentan en nuestro cuerpo y en nuestra salud mental tras la dependencia de sustancias, también, se muestra que el uso de ellas ocasiona un aislamiento social que puede provocar el abandono académico o laboral.

Debido a la contingencia sanitaria los jóvenes han recurrido más al consumo de materiales nocivos, tras la presión y estrés que presentan tras el confinamiento sanitario, se recomienda a la ciudadanía a buscar alternativas para despejar su mente, practicar alguna actividad que sea de su agrado, en caso de identificar que algún integrante de nuestra familia presenta dependencia a algún material es necesario que acudan con un experto para prevenir afectaciones a su bienestar.